jueves, 22 de septiembre de 2016

La pregunta está en el viento (variatio). Y también en los muros que cierran o abren el Paraíso

"Altas y sólidas murallas", escribirá Kavafis en su poema "Murallas" (en 1911). Pero no, parecen sólidas, pero el viento y los pájaros las atraviesan. Era un malentendido, una visión de los ojos acostumbrados a la piedra y al cristal.

C2